Hasta 80% de decesos por enfermedades cardiovasculares son prevenibles

La Directora General del Hospital General de México “Dr. Eduardo Liceaga” (HGM), Guadalupe Mercedes Lucía Guerrero Avendaño, hizo un llamado a la población a tomar conciencia sobre el riesgo que representan las enfermedades cardíacas, y actuar con renovado impulso hacia la prevención, en beneficio de miles de personas.


En entrevista, la servidora pública informó que en 2021 perdieron la vida 220 mil personas debido a un padecimiento cardíaco, cifra que lo ubica como la principal causa de decesos en personas de más de 55 años.


Del total de fallecimientos por problemas cardiovasculares, 80% correspondió a enfermedad coronaria o cardiopatía isquémica; relacionados con la ocurrencia de una obstrucción del flujo sanguíneo al corazón, lo que derivó en infarto agudo al miocardio o angina de pecho.  


El Jefe del Servicio de Cardiología de esta institución, Marcelo Ramírez Mendoza, indicó que, del total de casos de enfermedad cardiovascular, 80% es prevenible a través del cambio de conductas por parte de los pacientes para reducir o eventualmente eliminar al menos alguno de los factores de riesgo.
Detalló los dos tipos de factores de riesgo de las enfermedades cardiovasculares. Los primeros son no modificables, entre los que se encuentran la edad, género e historia familiar-genética. Los segundos son modificables, entre los cuales se ubican el tabaquismo, diabetes mellitus mal controlada, hipertensión arterial y niveles altos de colesterol.  


En cuanto a los factores de riesgo no modificables, precisó que mientras mayor sea la persona, aumenta el riesgo de un evento cardíaco; existe mayor prevalencia entre hombres y la herencia también influye en algunas personas para presentar altos niveles de colesterol de manera natural, independientemente de sus hábitos alimenticios.  


No obstante, en la gran mayoría de los casos “es un individuo de 55 o más años que inició con diabetes que no controló, que además fumaba, que no tuvo una vigilancia en relación con sus niveles de colesterol y, por lo tanto, pasaron desapercibidos, y que además es hipertenso”. Esta sinergia deriva en un cuadro de cardiopatía isquémica, conocido como ataque cardíaco.  

Te puede interesar…


Por lo anterior, el especialista recomendó que, a partir de los 40 años, las personas apliquen cuatro sencillas acciones para prevenir los eventos cardíacos: registro diario de la presión arterial con un baumanómetro; prueba rápida de glucosa; análisis de sangre para conocer los niveles de colesterol bueno y malo, y chequeo médico frecuente.


El responsable del Servicio de Cardiología del HGM explicó la diferencia entre un infarto al miocardio y un paro cardíaco: el primero se caracteriza por la interrupción abrupta del flujo sanguíneo del corazón, lo cual ocasiona síntomas que van desde molestia en el pecho que se percibe como opresión, con sudoración, náusea y vómito, sin necesariamente desmayo.  


El paro cardíaco es cuando el corazón se detiene y puede ocurrir por un infarto, por broncoaspiración, ahogamiento o como reacción anafiláctica provocada por la alergia a un medicamento, o por enfermedad renal descompensada.


Ramírez Mendoza habló también de otras cardiopatías de naturaleza no isquémica como las enfermedades de las válvulas del corazón, estructurales, congénitas y del sistema eléctrico del corazón: arritmias e insuficiencia cardíaca.  


Todos estos padecimientos, dijo, son tratados con equipos de tecnología de punta y personal médico calificado para garantizar atención de calidad en el Hospital General de México “Dr. Eduardo Liceaga”, Hospital General “Dr. Manuel Gea González”, Hospital Juárez de México y en el Instituto Nacional de Cardiología “Dr. Ignacio Chávez”, entre muchas otras instituciones del sector Salud federal, sostuvo.  
Concluyó con un llamado a crear conciencia y tener claro que la mayoría de las afecciones cardíacas son prevenibles. “si atendemos correctamente los puntos relacionados con los factores de riesgo salvaríamos a centenares de personas que, de otra forma, estarían destinadas a que, en cinco, 10 o 15 años, estén hospitalizadas para someterse a un cateterismo o cirugía”.

Para saber más…

https://detodocorazon.mx/2023/09/29/el-estres-y-la-ansiedad-causan-presion-arterial-alta/
 

Acerca Redacción DeTodoCorazon.mx

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

8 de cada 10 personas podrían sobrevivir a la insuficiencia cardiaca con atención oportuna

En el Día Mundial de la Insuficiencia Cardiaca, que se conmemora cada 9 de mayo, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.